Anales del balonmano sevillano (I): Inicios y primeras competiciones

El balonmano en Sevilla se puede decir que nace en los años 50, aunque existe documentación que demuestra que durante una década antes ya se disputaban algunos partidos en fechas concretas y, sobre todo, por los jóvenes. De todas formas, es a partir de 1951 cuando la prensa empieza a hacerse eco de los Campeonatos Universitarios (en un principio en las modalidades a siete y a once), se inician unos incipientes campeonatos federados y se crea la Federación Sevillana de Balonmano como paso fundamental en la consolidación de esta modalidad deportiva en Sevilla.

Primer equipo sevillano que disputó un partido oficial / Foto: Diario ABC

Primer equipo sevillano que disputó un partido oficial / Foto: Diario ABC

El primer partido de balonmano del que existen pruebas de su celebración por parte de un equipo sevillano se celebra el 8 de noviembre de 1942 entre los conjuntos femeninos de la Falange Española Tradicionalista y de las Jons de Sevilla y Málaga, que finalizó con victoria hispalense por 3-0. Tras este enfrentamiento, las sevillanas jugaron contra sus homólogas de Córdoba (después veremos que fue uno de los primeros ciudades andaluzas en las que se asentó el balonmano y desde donde se extendió a la capital hispalense), perdiendo en este caso por 2-0 y cediendo a las cordobesas la plaza para participar en el Campeonato de España. Por la foto publicada en el diario ABC el 25 de noviembre de dicho año del conjunto sevillano en el segundo de estos partidos se entiende que este torneo se disputaba en la modalidad a once.

Con anterioridad, en abril de 1940, existe una publicación en prensa anunciando un partido de balonmano entre equipos femeninos con motivo de la celebración del Día del Libro, pero, hasta el momento no he encontrado, pruebas de su celebración. Durante esta década pocas noticias más existen sobre la práctica del balonmano en Sevilla salvo encuentros y entrenamientos esporádicos de las Centurias de las Falanges Juveniles de Franco radicadas en la ciudad, como las denominadas Lepanto, Alcázar de Toledo y Miguel Pérez Blázquez.

A partir de 1950 es cuando empieza a fraguarse la consolidación del balonmano en Sevilla. Como antesala, el campo Santa Lucía de Alcalá de Guadaíra acogió en marzo de 1950 la semifinal de los Campeonatos Nacionales del Frente de Juventudes entre los equipos de Huelva y Granada. Un año más tarde, apareció en prensa un llamamiento de la Federación Sur, ubicada en Cádiz, a los equipos de las provincias de Sevilla, Huelva, Málaga y Cádiz para poner en marcha un Campeonato Regional, del que en los meses siguientes no se tienen más noticias.

Poco a poco comienzan a celebrarse las primeras competiciones con participación sevillana, principalmente en el seno de la universidad, como ha sucedido en otros muchos deportes. El 8 de marzo de 1952 se celebró en Granada la final del Campeonato Regional Universitario entre las selecciones representativas de Granada y Sevilla, con doble victoria para los locales. Hay que recordar que en estos años el Distrito Universitario de Sevilla abarcaba también las provincias de Huelva, Córdoba y Cádiz, por lo que es de suponer que el equipo de la Hispalense estaría formado principalmente por jugadores de estas provincias, que fueron los primeros focos del balonmano en Andalucía occidental. La final femenina terminó con resultado de 2-1 y, como curiosidad, la crónica en la prensa critica la actuación arbitral; mientras que la masculina finalizó con un inapelable marcador 8-0, a pesar de lo cual se destacó la actuación del portero sevillano Pérez.

Como se ha apuntado con anterioridad, el balonmano sevillano tiene su base en la Universidad. De hecho, la primera competición local de la que he encontrado reflejo en la prensa es el Campeonato Universitario del curso 1952/53, con la participación de los equipos de Medicina y Derecho.

Por lo que respecta a la competición universitaria del curso 1953/54, los equipos vencedores en la competición local fueron Residencia Universitaria Salesiana, que ganó a Derecho por 6-3 en balonmano a once; los finalistas en balonmano a siete fueron Escuela Náutica de Cádiz y Derecho; mientras que la Escuela de Comercio se impuso en la competición femenina.

Poco a poco parece que el balonmano va cuajando en Sevilla, aunque todavía muy lentamente. Uno de los pasos que se da para avanzar en su consolidación es la celebración en noviembre de 1955 de unos cursillos de preparación técnica, organizados por el Departamento de Deportes del SEU (Sindicato Español Universitario) y que culminaron con un partido de exhibición entre una selección cordobesa y el Universidad de Sevilla, que según se refleja en la información de prensa consultada, “participa en la Liga de Primera división que se celebra en Córdoba”.

Los últimos meses de 1955 son muy favorables para la implantación de este deporte en la capital hispalense. Entre los pasos hacia adelante que se dieron está la participación del Universidad de Sevilla en el denominado Campeonato Federativo, con rivales principalmente cordobeses; y la puesta en funcionamiento de un campo céntrico para la disputa de partidos de balonmano, en concreto en la antigua Glorieta de Ntra. Sra. de los Reyes del Parque de María Luisa.

Pero el afianzamiento llega a primeros de 1956 con la incorporación del equipo de la Escuela Profesional de la Diputación Provincial al Campeonato Regional, uniéndose de esta forma al Universidad de Sevilla, y, sobre todo, la fundación de la Federación Sevillana de Balonmano, al amparo del SEU y presidida por Manuel J. Repetto, “persona muy conocida en el ambiente deportivo sevillano y a quien más directamente se le debe la introducción de este deporte”, según se puede leer en la prensa local. La primera directiva de la Federación Sevillana se completaba con Eugenio Alés (secretario) y Adolfo Kuchnt (tesorero).

Pocos días después echó a andar el primer Campeonato Local con ocho equipos en liza: Diablos, Escuela de Peritos Industriales, Frente de Juventudes, Escuela de Comercio, Elcano, Universidad, I.S.A. y Maestranza Aérea, a los que se les unen algunas semanas más tarde San Patricio y Porta-Coeli. La falta de campos obliga a suspender la jornada prevista para los días 28 y 29 de abril y las pocas noticias que existen con posterioridad a esa fecha invitan a pensar que ese fue el punto final al primer Campeonato Local. Hasta esa fecha, encabezaba la clasificación la Escuela de Comercio, seguido por Diablos y Escuela de Peritos Industriales. En el Campeonato Universitario venció Derecho, pero fue apeado del Campeonato Nacional al perder la final del Distrito Universitario ante el Colegio Mayor Lucio Anneo Séneca de Córdoba.

A finales de 1956 se anunció el comienzo de un nuevo Campeonato Local con la participación de cinco equipos (Porta-Coeli, Universitarios, Club Natación Sevilla, Escuela Profesional y San Patricio), pero del que pocas noticias más he encontrado en la prensa de aquella época. En las fechas navideñas se celebró un torneo relámpago con la participación de los considerados como los tres mejores equipos de la ciudad (Escuela Profesional, Universidad de Sevilla, Frente de Juventudes) y un combinado formado por jugadores de la competición local, en las nuevas instalaciones universitarias en la Macarena, venciendo el equipo de la Diputación Provincial por 22-4 al cuadro universitario. La competición se completó con un partido femenino entre los equipos Sirenas y Universidad, con resultado de 2-1 para las primeras.

El equipo de la Facultad de Derecho se proclamó vencedor del torneo universitario Jefe del SEU del Distrito Universitario, celebrado a principios del curso 1957/58, ganando en el último partido a Peritos Industriales por 7-3 y arrebatándole de esta forma el primer puesto en la clasificación en la última jornada. Esta primera competición universitaria del curso se completó con Escuela de Comercio, Ciencias y Medicina.

El futbolista del Sevilla Marcelo Campanal hizo sus pinitos en el balonmano mientras se recuperaba de una lesión

El futbolista del Sevilla Marcelo Campanal hizo sus pinitos en el balonmano mientras se recuperaba de una lesión

A falta de noticias de competiciones federadas en Sevilla, la dirección del estadio Universitario de la Macarena organizó un partido entre una selección universitaria y el equipo cordobés Cultura Española, campeón de Andalucía de la temporada anterior. La nota curiosa en este partido amistoso fue la participación con el equipo hispalense del futbolista del Sevilla F.C. Marcelo Campanal (Campanal II) y su primo, el atleta internacional Manolo González (Campanal III). El futbolista de Nervión se encontraba lesionado y acudía al centro deportivo macareno para recuperar su rodilla maltrecha y allí fue donde le picó el gusanillo del balonmano. Al final, ni los refuerzos hicieron que la selección universitaria plantara cara al potente equipo cordobés, que venció por 9-4. Los tantos sevillanos fueron anotados por Agustín. El equipo hispalense estuvo formado por Javier y G. Gallán, porteros; Menéndez, Campanal II, Campanal III y Ramos, defensas; y Colmer, Agustín, Celis y Cía, delanteros.

Otro torneo con la disputa de la modalidad de balonmano en estos años eran los Campeonatos de Educación y Descanso, con la participación de combinados representativos de empresas radicadas en la ciudad y entre los que estaban Maestranza Aérea e Industrias Subsidiarias de Aviación (ISA), conjuntos ambos presentes en la primera edición de la competición provincial.

A principios de 1958 aparecen las primeras noticias sobre competiciones escolares de balonmano, organizados por el Frente de Juventudes y con presencia de centros escolares de la ciudad, como el Colegio Claret, Instituto San Isidoro, Universidad Laboral, Escuela de Comercio, Colegio Alfonso X El Sabio y Escuela de Magisterio.

Al igual que hiciera en el torneo que abrió el curso 1957/58, Derecho se proclamó también vencedor del Campeonato del Distrito Universitario al derrotar de nuevo en la final a Peritos Industriales. En su preparación para disputar el Torneo Nacional Universitario, el equipo de Derecho disputó un amistoso contra la Escuela Profesional.

En abril de 1958 se celebraron los Campeonatos Nacionales Laborales, organizados por el Frente de Juventudes, con participación de ISA, Escuela de Maestría Industrial, Escuela Virgen de los Reyes e Hispano Aviación. En el mes de julio he encontrado noticias de un Campeonato Provincial con motivo de la fiesta de Exaltación del Trabajo, organizado por la Obra Sindical Educación y Descanso. El equipo vencedor representaría a Sevilla en el Campeonato Nacional.

Los ganadores en balonmano de la primera edición de la Semana Deportiva hispalense, génesis de lo que años después serían los Juegos de Otoño y en la que participaron 2.600 deportistas en 32 modalidades deportivas, fueron Irlandesas, de Castilleja de la Cuesta (juvenil femenino); Sección Femenina (femenino) y Escuela de Formación (masculino).

En la competición universitaria del curso 1958/59, el equipo de Peritos Industriales dio la sorpresa y se proclamó campeón del Distrito Universitario, venciendo a la “potente” (calificativo con el que se le denomina en la prensa local) selección cordobesa por 9-7 en un encuentro muy disputado y después de una prórroga. Completaron la fase final un equipo representante de Cádiz, al que derrotaron los sevillanos en semifinales (19-7), y la Residencia Universitaria Salesiana.

También continuaba disputándose en dicho curso académico los Campeonatos Escolares del Frente de Juventides, en el que participaban equipo de los colegios Santo Tomás de Aquino, Alfonso X El Sabio, Escuela Francesa, Universidad Laboral, Porta- Coeli, San Hermenegildo e Instituto San Isidoro.

Mientras el balonmano federado continuaba prácticamente desaparecido, la única isla en medio de este océano vacío fue la II Semana Deportiva, en la que se impuso la Escuela de Formación Profesional en un torneo en el que también participaron Universidad y los equipos cordobeses SEU y Guardia de Franco.

Un nuevo torneo provincial comenzó en noviembre de 1959 con la participación de Universidad Laboral, Escuela de Peritos Industriales, Universidad de Sevilla y Escuela de Formación Profesional Virgen de los Reyes. Estos dos últimos se disputaron la victoria en un partido de desempate (los dos históricos equipos sevillanos acabaron el torneo con los mismos puntos), ganando los universitarios por 14-11 en el choque disputado en el Estadio Universitario de la Macarena.

Gran ambiente en el colegio Claret para presenciar un amistoso entre las secciones de balonmano del Real Betis y el Real Madrid / Foto: Diario ABC

Gran ambiente en el colegio Claret para presenciar un amistoso entre las secciones de balonmano del Real Betis y el Real Madrid / Foto: Diario ABC

Posteriormente a este torneo se disputó un Campeonato Provincial con seis equipos en liza: ISA, C.D. Universitario, Club Natación Sevilla, Maestranza Aérea, Escuela de Formación Profesional y Peritos Industriales. Como principal novedad, se estrenó como campo de juego el de Piscinas Sevilla, que se unía a los utilizados en aquella época, como el del Estadio de la Macarena, Escuela de Formación Profesional y Universidad Laboral, entre otros. El partido decisivo lo disputaron el 27 de marzo Universitario y Escuela de Formación Profesional.

De forma casi paralela se disputó el primer Campeonato Provincial en categoría juvenil con presencia de dos equipos de la Universidad Laboral, San Fernando Maristas y Real Betis Balompié.

A principios de año 1960, la Federación Provincial de Balonmano organizó, junto al Departamento de Deportes del SEU, un cursillo de preparadores de balonmano, celebrado en las instalaciones universitarias de la calle Laraña y abierto no sólo a los alumnos matriculados sino también para jugadores y aficionados que quisieran asistir como libre oyentes.

En otoño se celebró el ya tradicional torneo de balonmano perteneciente a la III Semana Deportiva de Sevilla. El sucesor en el palmarés de la Escuela de Formación Profesional (ganador de las dos primeras ediciones) fue el Club Natación Sevilla, seguido del Real Betis Balompié, completando la participación ISA y Club Militar. En categoría femenina se impuso el equipo de las Salesianas al derrotar a Esclavas Concepcionistas por 8-0.

Con posterioridad a la Semana Deportiva comenzó el Campeonato Provincial de la temporada 1960/61 con ocho equipos participantes: Club Natación Sevilla, San Bernardo, CD Atlético Universitario, Real Betis, Facultad de Medicina, Escuela de Peritos Industriales, ISA y Club Militar Natación. El vencedor del torneo sevillano fue el CD Atlético Universitario, seguido del Betis y del Natación.

Las vacaciones navideñas fueron aprovechadas por el nuevo equipo BM San Bernardo para organizar el Torneo Arza, en el que tomaron parte AEG, ISA, Club Natación Sevilla, además del conjunto anfitrión, que a la postre se proclamó vencedor final.

Tras la competición liguera, la Federación provincial organizó la denominada Copa Educación y Descanso, dividiendo los equipos en dos grupos. Por un lado, Universitario, Natación, San Bernardo y Universidad Laboral, mientras que por el otro jugaron Real Betis, San Bernardo, ISA y AEG. El cuadro bético se alzó con el triunfo, seguido por San Bernardo. La competición juvenil contó con los equipos Escuela de Formación Profesional, San José Obrero, Itálica (PP. Escolapios) y Real Betis. La Escuela participó en otoño en el Campeonato Nacional juvenil.

Comenzado este torneo de Educación y Descanso, se anunció la creación de la sección de balonmano del Sevilla F.C., lo que auguraba un derbi también en este deporte. De hecho, el duelo entre eternos rivales no tardó en llegar. La segunda jornada del Campeonato Provincial de la temporada 1961/62, con el estadio universitario de la Macarena como escenario, vivió el primer Sevilla-Betis de balonmano. Completaron la competición provincial Universidad Laboral, Automovilismo, ISA y Club Náutico. El Real Betis sumó a su palmarés el primer título provincial de balonmano y a punto estuvo de conseguir el ascenso a Primera Nacional al perder en la final de Segunda ante el Valencia por un apretado 18-17.

Por su parte, continuaron disputándose los Campeonatos escolares de enseñanza media con participación de Maristas, Escolapios, Universidad Laboral, Instituto San Isidoro, Porta Coeli y Claret, en categoría juvenil; y Claret, San Miguel, Universidad Laboral, Maristas, Porta Coeli y Escolapios, en infantil.

La Federación, en su intención por seguir promocionando este deporte, organizó en el mes de mayo de 1962 un nuevo cursillo de preparadores, que se desarrolló durante 15 días, y en el que se impartieron las siguientes materias: Educación Física, Misión y Metodología, Medicina Deportiva, Reglamento, Técnica y Táctica.

(2ª parte del reportaje)
Carlos J. Martín
Periodista deportivo

 

2 comments for “Anales del balonmano sevillano (I): Inicios y primeras competiciones

  1. Cipriano Gonzalez
    24 julio, 2014 at 1:59 pm

    Me ha gustado. Espero siga su trabajo de investigación.

  2. Pepe Barrancs
    5 diciembre, 2016 at 2:00 pm

    Un trabajo muy elaborado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *